Qué visitar / Cerca de Barcelona / Barcelona / Sant Miquel del Fai

Sant Miquel del Fai

La abadía medieval de Sant Miquel del Fai, a 50 Km. de Barcelona, cuenta con la única ermita románica construida en una gruta de Catalunya. El conjunto, que desafía a la gravedad encaramado sobre las rocas, posee una belleza mitológica.

En el frondoso valle del Tenes, entre rocas y saltos de agua de más de 100 m, se alza la abadía de Sant Miquel del Fai. La visita empieza en la singular plaza de la Abadía, encajada en la montaña. Desde aquí se pueden ver pequeños lagos formados por las aguas de las lluvias y el deshielo. Delante de la plaza, está la Casa del Prior (s. XV) de estilo gótico y convertida ahora en sala de exposiciones y restaurante. Un paseo por la terraza permite contemplar todo el valle.

Siguiendo por un corredor de piedra, que había formado parte del claustro, se llega a la ermita románica de Sant Miquel (s. X). Construida dentro de una gruta, junto a un salto de agua, el lugar había sido utilizado anteriormente para el culto pagano. Bajando unas escaleras se accede a la cueva de Sant Miquel, donde las rocas calcáreas han formado estalagmitas y estalactitas. El camino continúa hasta un lago pequeño escondido entre las rocas. Pasa luego por debajo de un espectacular salto de agua y llega a la ermita de Sant Martí (s. X) en medio de una explanada. Al final, y con casco, se puede visitar la enigmática cueva de "Les Tosques".

También os puede interesar